Coste de oportunidad: 5 sencillos pasos para identificarlo

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Pinterest
coste de oportunidad WORTEV

Coste de oportunidad es un concepto utilizado en finanzas y economía que hace referencia a lo que cuesta decidir por una alternativa en lugar de otra. Se refiere al impacto que nos traerá dejar ir alguna alternativa.


Los costos son definidos como el valor que tienen los recursos necesarios para elaborar un producto, o bien, brindar un servicio. Ahí radica la importancia de un costeo eficiente. Esto ayudará a que el precio final al cliente sea el adecuado y considere todas las aristas necesarias y las alternativas que se podrían elegir.


Para comprender mejor el coste de oportunidad pongo un ejemplo de la vida diaria; Para ir al trabajo tengo dos posibles rutas, la ruta A me implica gastar $20 pesos y en tiempo me lleva 50 minutos, por otro lado la ruta B me cuesta $30 pesos y me implica en tiempo 30 minutos.


Lo siguiente que haríamos comúnmente sería evaluar de acuerdo con nuestros intereses cuál nos conviene elegir. Puede ser que se nos haya hecho tarde y lo que necesitemos es la ruta que me implica menor tiempo, aunque tenga mayor gasto, pero tal vez nuestro presupuesto es reducido y entonces decidimos tomar la ruta más barata y prever el tiempo para salir antes y poder llegar a la hora indicada.


El coste de oportunidad es lo que nos va a representar en dinero y tiempo elegir la opción A en vez de la B o viceversa.


Si elegimos la ruta B en este caso nuestro coste de oportunidad es un gasto de $10 pesos más. Si elegimos la ruta A nuestro coste de oportunidad es que invertimos 20 minutos más, es decir, gastamos más, pero de nuestro tiempo.



Por qué es importante contemplar el coste de oportunidad


El concepto de coste de oportunidad deriva de considerar que los recursos disponibles a nuestro alcance son escasos. A qué nos referimos, a que tenemos recursos que por ende debemos considerar que no los tenemos siempre disponibles para hacer uso de ellos, en este caso es importante considerar tres factores: el dinero, los recursos naturales y el tiempo.


Considera el tiempo


Sería excelente tener siempre todo el dinero posible para disponer de él, pero la realidad es que no siempre es así. En el caso del tiempo, al ser un recurso no renovable, es decir que no lo podemos recuperar, se vuelve indispensable tenerlo siempre en consideración.


En el ámbito empresarial el coste de oportunidad muchas veces se da por sentado. Pero hacer una planeación consciente ofrece grandes beneficios, nos puede abrir grandes oportunidades que se pueden convertir en mayores ventas, más ganancias, ahorros materiales, mejor atracción de talento a la empresa o hasta reducción de tiempos.



Existe un dicho popular que dice “el tiempo es oro”, y es verdad que, en cuestiones de costos de oportunidad, nos puede representar ahorros, ganancias e inclusive inversiones con características que sean en beneficio del crecimiento de los emprendimientos.


La vida en general y el mundo de los negocios se mueven a una velocidad considerable y es indispensable adaptarse a los cambios. Pareciera que evaluar al momento este coste de oportunidad puede ser complicado, pero hay algunas técnicas que nos pueden ayudar a identificarlo y tomar decisiones más acertadas.


5 consejos para identificar y establecer el coste de oportunidad


1. Realiza una lista de pros y contras de tomar una decisión. Revisa que se tengan varias alternativas, esto nos ayudará a identificar no sólo costos medibles sino también aquellos que muchas veces no podemos medir al cien pero que impactan en nuestras decisiones.


2. Siempre ten en cuenta el impacto financiero de cada decisión. No sólo en términos de gasto sino también en términos del beneficio que nos podrían representar.


3. Evalúa el tiempo. Un factor determinante en muchas de nuestras decisiones que hay que considerar, es si tengo el tiempo o si carezco de él en cada proyecto o en cada alternativa.


4. Nunca pierdas de vista las necesidades. En cada proyecto debemos priorizar la razón de ser de nuestro proyecto, esto nos ayudará a evaluar mejor las alternativas y así que nuestro coste de oportunidad se reduzca y represente el menor costo posible para nosotros o nuestra empresa.


5. Minimiza el coste de oportunidad. Que el impacto de dejar una alternativa de lado sea el menos posible. No perdamos de vista que cada cabeza es un mundo y lo que para mí puede resultar un costo bajo, para otra persona puede representar lo contrario.  De ahí la importancia de evaluar correctamente el proyecto, el momento y las alternativas que se nos presenten para reducir al mínimo el costo de oportunidad y mejorar los resultados que esperamos obtener.



Debemos tener presente que el coste de oportunidad es sólo una parte de los costos de la empresa. Sin olvidar que existen otros más que debemos cuidar y calcular correctamente para el éxito de cada operación y así garantizar mejores ganancias de lo que hacemos en el día a día, y en la parte del negocio. Si necesitas más información contáctanos en WORTEV.


Columna escrita por Paulina Portillo, directora de Finanzas de WORTEV. Síguela en  @paulina portillo


Nota del Editor: Las opiniones expresadas en esta publicación son responsabilidad exclusiva del autor y no reflejan necesariamente la visión de WORTEV.

Paulina Portillo
Paulina Portillo
Directora de Finanzas en WORTEV

Artículos similares

¡Suscríbete!
Recibe noticias e información sobre las tendencias de emprendimiento de México y el mundo.
Conoce cómo el ecosistema emprendedor contribuye al crecimiento económico.