Konfío se convierte en unicornio, alcanza un valor de 1.3 mil mdd

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en linkedin
LinkedIn
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en pinterest
Pinterest
Konfío es el nuevo unicornio mexicano WORTEV

La fintech mexicana otorgó su primer crédito a una pequeña empresa en 2014. Siete años después, tras recibir una ronda de financiamiento serie E de 110 millones de dólares, Konfío se convierte en unicornio, es decir, una startup que vale más de mil millones de dólares.

La fintech fundada por David Arana alcanzó una valuación de 1,300 millones de dólares. La ronda de capital serie E fue liderada por Tarsadia Capital y QED Investors, y acompañada por los accionistas existentes de Konfío: Softbank, VEF, Kaszek Ventures, IFC y Lightrock.

Desde sus inicios, Konfío ha ofrecido soluciones financieras y tecnológicas a pequeñas y medianas empresas (pymes). Y se ha destacado por ofrecer tasas de interés adaptables al tamaño de facturación de cada negocio y montos máximos de crédito desde 25 mil a 800 mil pesos.

Konfío ha otorgado créditos a más de 35,000 empresas desde 2014. “Estos préstamos tienen un gran impacto en el país porque las pymes representan el 95% de las empresas y ahí se encuentra el 80% de la fuerza laboral del país. Es un mercado gigantesco desatendido por la banca tradicional”, declaró alguna vez Arana.

Según los hallazgos de Konfío, sólo 4 de cada 10 pymes cuentan con crédito formal. David Arana está convencido de que gracias a los créditos que su fintech ha otorgado ha contribuido a impulsar el crecimiento de México.


Crecimiento acelerado y estratégico


Previo a la noticia de que Kofío se convierte en unicornio, ya se vislumbraba que esto ocurriría. En junio pasado, la fintech recibió un financiamiento de 125 millones de dólares.

Luego, en agosto, Konfío adquirió a la empresa Sr. Pago para ampliar la oferta de productos que ofrece a sus clientes con terminales para hacer pagos con tarjetas.

Asimismo, en los últimos meses ha perfeccionado modelos de aprobación, monitoreo y cobranza de créditos basados en inteligencia artificial.

A finales de 2020, Konfío adquirió Gestonix, una solución nativa en la nube de inteligencia de negocios, contabilidad e impuestos que atiende las necesidades de las pymes y los contadores.

Pese a la pandemia Konfío ha sabido sortear la crisis. En un comunicado lanzado por la startup, Arana declara que:

“La respuesta del mercado a nuestra estrategia ha sido alentadora. Nuestros modelos de riesgo y cobranza nos permitieron sortear con éxito el pico de la pandemia y ahora respaldan un crecimiento saludable del 10% y el 40% mes a mes en la cartera de préstamos de capital de trabajo de Konfío y en el número de usuarios de nuestra novedosa tarjeta corporativa”.


¿Qué sigue para Konfío ahora que es unicornio?


Ahora que Konfío se convierte en unicornio, el siguiente paso de la empresa es seguir buscando oportunidades de adquisición e integración que ayuden a consolidar su oferta como el sistema operativo de preferencia para las compañías en crecimiento de México.

Debido a este crecimiento acelerado y estratégico, ya se encontraba como candidato para ser el más reciente unicornio mexicano. En una entrevista previa, Juan Laresgoiti, socio líder de fintech en Deloitte para América Latina afirmó que: “El próximo unicornio va a venir de los neobancos, tengo en la mira a Credijusto, Kueski y Konfío”.

Hoy, Konfío se une a la lista de unicornios mexicanos, estatus que ya alcanzaron Kavak, Bitso y Clip.

¿Quieres profundizar en el tema de unicornios? Te invitamos a leer nuestro reportaje: Unicornios mexicanos atraen a más inversionistas en busca de startups prometedoras

Yanin Alfaro
Yanin Alfaro
Editora de coyuntura y reportajes.

Artículos similares

¡Suscríbete!
Recibe noticias e información sobre las tendencias de emprendimiento de México y el mundo.
Conoce cómo el ecosistema emprendedor contribuye al crecimiento económico.
Nos interesa saber tu opinión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.