5 consejos para hacer un storytelling que impulse tu emprendimiento

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Pinterest
consejos para storytelling WORTEV

Tener un buen storytelling de tu emprendimiento te ayudará a conectar con tu público. Si desarrollas una historia que los atrape, con la que se identifiquen, seguramente formarán parte de tu comunidad y estarán atentos a lo que les ofreces con tal de formar parte de la historia que logres proyectar.


Detrás de todo buen vendedor, existe un gran contador de historias. Este es el trabajo del storytelling. Se trata de una estrategia que implica llevar al consumidor a través de una serie de acontecimientos, que juntos cuentan una historia y que genera un impacto y deja huella en la mente del consumidor.


Pensemos en la principal marca refresquera del país, quizá todos pensamos en la misma marca y todos asociamos una familia en la mesa disfrutando de un momento agradable, o con los amigos pasando un buen rato. Recordemos también aquellas pláticas hechizantes de TED Talk que nos atrapan en un instante.




¿Qué es storytelling?


Es el arte de contar historias. Es una técnica que busca emplear elementos específicos para narrar historias que atrapen al público. Con una estructura planeada y segmentada para que cada elemento de la historia juegue un papel importante que ayude a resaltar los aspectos que quieres plasmar con tu historia.


Cuando se trata de hacer storytelling el principal objetivo que buscamos es generar un vínculo entre la marca y el consumidor, queremos conectar con sus emociones y hacerlo parte de esta historia.


Es importante destacar que la versatilidad de esta estrategia nos permite implementarla tanto en el marketing tradicional, como en el marketing digital, y dentro de este último, podemos implementarla de distintas formas. Por ejemplo, podemos hacer storytelling en redes sociales, en campañas de Email Marketing (EMM), en nuestros contenidos para blog.


¿Cómo hacer un storytelling?


Como toda buena historia, nuestro storytelling deberá contar con los siguientes elementos:


Introducción

Comencemos a contar la historia, pero no sin antes presentar el contexto, darle al usuario la información necesaria para comprender el resto del camino. En esta parte podremos presentar a nuestro protagonista, cómo se llama, de dónde viene, a qué se dedica, qué tipo de personaje es, dónde vive, etcétera. 


Puede tratarse tanto de un personaje real, ficticio o de algún otro concepto abstracto que funcione para dar a conocer nuestra historia. Por ejemplo, en el caso de la refresquera se trata del concepto “familia”, y nuestra historia se desarrolla en casa o en algún lugar ambientado.


Desarrollo

Esta es la parte más importante, es donde damos a conocer por qué deberían seguir nuestra marca. Aquí hacemos esa conexión con el consumidor y le doy el mensaje clave del por qué mi marca y el consumidor son iguales. 


Aquí, el principal objetivo es asociar emociones a través del mensaje con nuestra marca y que el consumidor la sienta como si también fuera suya. Regresando al ejemplo del caso anterior, el vínculo y la emoción es la unión en familia, hacernos sentir cómo son parte esencial de nuestra vida y cómo podemos disfrutar los pequeños momentos a su lado.


Desenlace

Por último y no menos importante, llegamos al final de la historia donde cerramos con broche de oro. En esta parte señalaremos de forma directa nuestra marca, para que una vez creado el vínculo los consumidores puedan asociarlo a ella


Aquí mostramos explícitamente la marca (nuestro emprendimiento) y el slogan que elegimos. Aunque no siempre necesariamente será de esta forma, podremos hacer las adaptaciones de nuestro storytelling según nos convenga.


De manera general esta es la estructura que forma cualquier storytelling.




Adapta tu storytelling a tu objetivo


 Ahora que ya conoces la estructura general, debes saber que cada detalle de todas estas fases puede contener diferentes elementos que aporten a la construcción de una buena historia. 


Dichos elementos dependen del objetivo que busquemos y de la forma en que necesitemos que sea contado. Recuerda, siempre considera la lógica de tu historia y construye el camino más adecuado.


Además de esta estructura, otros elementos esenciales que deberás considerar en cada estrategia digital son:

  • El objetivo de la campaña.
  • Qué emoción queremos generar en el consumidor.
  • Quién o quiénes son nuestros protagonistas.
  • Dónde se va a desarrollar nuestra historia.
  • Qué valores tiene la marca.
  • A qué mercado nos vamos a dirigir.

También tendremos que evaluar los mejores canales para mostrar nuestra historia ya que cada uno tiene un objetivo diferente y de la misma forma evaluaremos los formatos con los que la desarrollaremos. 


Si nuestro storytelling va a ser contado en Youtube, lo más evidente es que se trate de un formato en video, si será contado en Instagram debemos utilizar la fotografía como principal formato.




5 consejos básicos para tu estrategia digital


1. Construir un buen mensaje

Quizá este sea el elemento más importante ya que se trata de la esencia del storytelling.


2. Identificar los personajes

Definición no sólo del protagonista si no de quiénes lo acompañarán en la historia.


3. Pensar en el ambiente

Debe ser coherente con el mensaje de nuestra historia y acorde al perfil de nuestro protagonista.


4. El conflicto

Aquí se genera la chispa de la emoción. No se refiere necesariamente a un problema si no al momento crucial donde se generan los sentimientos.


5. Ofrecer una solución

La solución será la marca y se debe encontrar la forma ideal en cómo la vamos a mostrar.


Otro eje importante es que el storytelling no necesariamente se cuenta en un solo momento, sino que se puede desarrollar a lo largo de diferentes momentos debido a que su naturaleza nos da la libertad de adaptar los tiempos de nuestra historia como lo decidamos.


Esto dependerá de la planeación de nuestra estrategia y de lo que queramos lograr. Por ejemplo, podemos hacer storytelling para anunciar un producto de temporada y lo más seguro es que se trate de una historia corta, o podemos hacer una estrategia más robusta de marca donde el storytelling sea una constante y dure un periodo de tiempo prolongado.


Te invito a tener en mente que mientras más real sea la historia, tiene mayor probabilidad de resultar exitosa. Así que procura basar tu historia en hechos reales ya que eso proyecta sentimientos auténticos.


Columna escrita por Denys Manzanarez, Digital Marketing & ECommerce Manager en WORTEV. Síguela en @denys_mc


Nota del Editor: Las opiniones expresadas en esta publicación son responsabilidad exclusiva del autor y no reflejan necesariamente la visión de WORTEV.



Denys Manzanarez
Denys Manzanarez
Especialista en marketing digital en WORTEV

Artículos similares

¡Suscríbete!
Recibe noticias e información sobre las tendencias de emprendimiento de México y el mundo.
Conoce cómo el ecosistema emprendedor contribuye al crecimiento económico.